- El rincón del poeta
- Relatos breves
- Libros digitales
- Trabajos de investigación
 
 
Cultura en general (museos, exposiciones, patrimonio, etc...)
Enseñanza de español y didáctica de otras lenguas
Cooperación, igualdad, dependencia, desarrollo, etc.
Publicaciones e información sobre el mundo del libro.
 
 
Publicar en Liceus

Agenda: destacados

Festival Escena Contemporánea 2009.

Del 26 de enero al 22 de febrero de 2009
 

EXPOELEARNING 2009.

19 y 20 de marzo de 2009

Publicar en Liceus
Platón y La República

Una de las preocupaciones últimas de Platón, en La república o de lo justo, es la demostración de la inmortalidad del alma. No deduce de ello ningún premio ni castigo de ultratumba. Vicente Adelantado Soriano

 Ir al artículo...

 


 

  Guías culturales

RELATOS

Por Andrés Tirado Pérez
tejidosandres@yahoo.com

 
EL AGUA, ESENCIA VITAL

Mi artículo empieza con una reflexión a la razón, como empieza una canción muy conocida.

Nuestro cuerpo dice la ciencias esta conformada por más del 80% de conformación liquida en nuestro cuerpo o sea H2O, liquido muy precioso.

En algunos lugares es el agua un líquido muy escaso y en otros completamente esta desperdiciado y muy mal gastado.

Yo soy un Colombiano convencido que las guerras que vendrán en el futuro y quiero ser más precisó, el negocio que se va a convertir en el mas lucrativo será la obtención del liquido precioso, el agua.

Veo en mi nación, llena de dones y regalos maravillosos, de la naturaleza y de los astros en nuestro país.

Como por doquier la naturaleza se abre paso y camino sin dar su brazo a torcer, a pesar del modernismo y la cuidad y el materialismo.

En mi país donde quieras que bayas encuentras ríos, lagunas, charcos, estanques, con una agua cristalina, limpia y pura.

En la cultura de nuestros pueblos indígenas en su cosmovisión, existe un gran amor y un respeto único y muy profundo arraigado a sus entrañas y a sus raíces, el agua esencia de vida, es tanta su veneración que se convierte en un dios, la divinizan la idolatran, según su concepción de principio y fin del universo.

El pensamiento del colono del citadino es en su razonamiento muy efímero muy momentáneo.

Simplemente satisfacer sus necesidades y desperdiciar sin compasión, en esto se resume su filosofía, su pensamiento.

Es sumamente triste pero muy real, ver la contaminación de nuestros ríos mas principales en nuestro país, el gasto indiscriminado del agua a diestra y siniestra, sin compasión a ese espíritu del agua ha esa esencia, espíritu antiguo y fundamental para el ser humano y su ecosistema.

Llenos de riquezas naturales que todos los países del mundo desearían poseer, pero preso en una cárcel de ignorancia total y un desamor total a nuestra naturaleza y razón de ser el ser humano en su ilusión tonta y efímera de tener mas y mas abandonando nuestra naturaleza, nuestra verdadera misión, nuestro verdadero compromiso como guardianes de un mundo hermoso que cada día desafortunada mente desaparece y paréese que no tiene esta situación ninguna solución, esta devastación que consume sin piedad a la madre tierra.

En las fuerzas del universo operan unas leyes que son establecidas desde el comienzo del mundo desde su fundación.

Una sola vibración, un daño, repercute en gran mayoría y totalmente en nuestra tierra en nuestra existencia, ya hemos perdido total o parcialmente nuestra capa de ozono, el aire que respiramos, el oxigeno que es nuestro, a si no es patrimonio de nadie y a su ves es de todos.

Es terrible saber que grandes empresarios ven en el agua la riqueza más grande del nuevo milenio.
Que tristeza saber que por un baso de agua cristalina pura, tengamos que pagar el capricho de personas inescrupulosas que cada día buscan destruir la dignidad humana.

En la mentalidad de los pueblos desde una mirada Ontologica y cognoscitiva he histórica podemos encontrar.
Como las grandes batallas, las grandes invasiones en todos los tiempos se ha producido por un elemento que juega un papel fundamental en ese tiempo, en esa época, un elemento para la visión de ese pueblo, remontando el pasado era el oro, las grandes rutas marítimas, grandes cultivos, grandes hectáreas de tierra, en una comparación con el tiempo moderno, el petróleo, madera, las drogas ect...

Pero mi amigo lector no se extrañe que en poco, comiencen de nuevo las guerras las invasiones, por el líquido precioso, que es el agua.
En muchos países ya la están exportando y comercializando, la están prostituyendo.

Es algo inevitable, es una maldición una condena, que siempre desde tiempos remotos nos ha acompañado y hasta el fin de los tiempos nos acompañara a los seres humanos.

Miremos la desaparición de los grandes imperios o civilizaciones, algunos por que algunas ves en el pasado invadieron y por cosas del destino ahora los invaden a ellos, otros por las condiciones ambientales, y agropecuarias, pero en el fondo siempre es el hombre contra el hombre, contra la naturaleza y el universos.
Se cumple un viejo y muy conocido refrán "No hagas lo que a ti no quieras que te hagan".

Grandes imperios y civilizaciones han desaparecido de un momento para el otro en la historia, sin dejar claro como la ley universal de causa y efecto destruyeron sus sueños, sus imperios.

El griego, el romano, persa, árabe, de los unos, búlgaro, Egipto, azteca, incas, toltecas, tailandeses, chino, indio, del lejano oriente, y muchos más se extinguieron.

Así muchas civilizaciones más actuales y modernas desaparecerán sin remedio.

El agua razón suficiente para vivir o para sobre vivir en un mundo que busca su conveniencia y su gusto sin tener para nada presente el futuro de nuestros hijos y del mundo.

Un viejo refrán dice "nuestros hijos son los que recogerán las bendiciones y también las maldiciones que les dejemos".

Pretendo con mi artículo algo corto, tocar la conciencia del hombre moderno para que aprenda del pasado y no sea presa por la ignorancia del futuro.


Sin agua no hay futuro, no hay pasado, y no habrá vida jamás.

Nota: Dedicado con un amor muy grande a mis hermanos Colombianos y ha mis hermanos Españoles unidos por la vida y la paz de los pueblos.

Por Andrés Tirado Pérez de Bogotá (Colombia)

Volver al Rincón del Poeta...

 



        
Universidad de Alcalá Confía learning confianza online