- El rincón del poeta
- Relatos breves
- Libros digitales
- Trabajos de investigación
 
 
Cultura en general (museos, exposiciones, patrimonio, etc...)
Enseñanza de español y didáctica de otras lenguas
Cooperación, igualdad, dependencia, desarrollo, etc.
Publicaciones e información sobre el mundo del libro.
 
 
Publicar en Liceus



 

  Guías culturales

RELATOS

Por Capucchino Livre!


ÉXODO

Aquel estudiante que termina sus estudios - encuentra trabajo para su profesión - abandona la casa de los padres que ven como su hijo encuentra lentamente la independencia que ha buscado desde la adolescencia. Quedan solos. ¿Y qué si lo extrañan?, o acaso volvería a resolver esa angustia de la madre cuando lo único que espera el padre es verlo realizado - exitoso - cumplir los sueños que contó en ese paseo de verano.

Comienza de cero. Nada en la sala de estar...bueno, quizás no es tanto la pobreza como la carencia de cosas materiales. Hay tiempo para llenar esos vacíos. Además, cómo encontrar el gusto propio cuando por años ha visto los mismos muebles (tal vez en la misma posición). Está perdido...pero tiene esperanza! - su vida es un libro que recién comienza a ser escrito por él.

Por donde partir. Falta de todo y a la vez no falta nada - es uno solo en el departamento. La supervivencia se pone a prueba, (...) he ahí, el humano egresado con su título empuñado con la mano derecha, con nada más a su haber que el conocimiento, un lápiz y la tarjeta de crédito, tratando de no morir en el intento de autoliberación del cautiverio familiar (...). Por una parte está tranquilo de que su ineptitud no tendrá daños colaterales hacia otro.

Debe ser complicado tener dos trabajos: el primero, trabajar para poder trabajar en el segundo - equipar la choza. Lo más sensato sería comprar lo suficiente para satisfacer los requerimientos básicos: cama para dormir, cocina para cocinar y terminar el baño para... este... lavarse los dientes. Todo listo!, desde la básica que no tenía tarea más fácil.

De todo había ahora, muebles, electrodomésticos, hasta cortinaje nuevo. ¿Por qué se siente vacío aún? No hay nada que falte. Debe ser el hecho de no estar acostumbrado a vivir solo - ciudad grande y pocos amigos - solo acompañado de nadie.
Mientras tanto, los años comienzan a pasar lentamente y su cumpleaños cada vez llega más rápido y a la vez tristemente pasa más lento. Suerte de ser acompañado del amor en más de una oportunidad, pero lamentablemente a veces eso tampoco basta. Desde siempre se siente la necesidad de reestablecer la comunicación con la familia - con el alma mater - pero el orgullo puede más y por lo tanto los años siguen pasando.

Así pasando se pasó la vida. Los viejos ya fallecieron, los hermanos ya dejaron sus raíces en otras ciudades donde formaron familia. He ahí el solo ser humano. ¿De qué sirvió llenar los vacíos de cosas materiales, objetos inanimados? Desde luego que siempre fue fundamental encontrar algo más, lo que nos mantiene vivos y nos garantizan la supervivencia - los lazos afectivos - en vano quedan las primeras dos décadas dedicadas a estrechar este vínculo si no perduran en el tiempo. Continúa solo.

Asiste de funeral en funeral. Tiene la extraña sensación que el resto lo observa con ojos de lástima y misericordia. ¿Por qué? Conversación tras conversación, crece y crece el sentimiento de desamparo y soledad. ¿Por qué? ¿Quién se merece explicaciones? ¿Acaso cada cual no puede conducir el rumbo de su vida?

Ahora es el cáncer quien toca la puerta. Es un invitado rudo y mal educado. Llega sin aviso para quedarse sin plazo definido. No existe la cura pero hay quienes saben convivir con la enfermedad - pero están acompañados - quienes tienen siempre un hombro sobre el cual llorar esta impotencia viven mejor. Pero no tiene a nadie. La luz se apaga lentamente. Las tardes en la agonía, hambre y soledad apuran el proceso. Y claro, se inicia el ritual del arrepentimiento y de los…y si hubiese sido distinto o vivido alegremente con mis seres queridos? Quizá así habría alguien presente, sin embargo, no hay nadie.

Termina el largo camino que comenzó con su primer exilio. Solo. Un alma que se muda hacia la otra vida, donde encontrará a aquellos que evitó ermitañamente. Es aceptado y perdonado. Dicen que la eternidad es un periodo demasiado largo como para privilegiar el orgullo por sobre el sentimiento verdadero. Pero ellos entienden, entre muertos se entienden.

 

 

 



Volver al Relatos Cortos...


        
Universidad de Alcalá Confía learning confianza online