- El rincón del poeta
- Relatos breves
- Libros digitales
- Trabajos de investigación
 
 
Cultura en general (museos, exposiciones, patrimonio, etc...)
Enseñanza de español y didáctica de otras lenguas
Cooperación, igualdad, dependencia, desarrollo, etc.
Publicaciones e información sobre el mundo del libro.
 
 
Publicar en Liceus

Agenda: destacados

Festival Escena Contemporánea 2009.

Del 26 de enero al 22 de febrero de 2009
 

EXPOELEARNING 2009.

19 y 20 de marzo de 2009






Publicar en Liceus
Platón y La República

Una de las preocupaciones últimas de Platón, en La república o de lo justo, es la demostración de la inmortalidad del alma. No deduce de ello ningún premio ni castigo de ultratumba. Vicente Adelantado Soriano

 Ir al artículo...


  Guías culturales

PABLO ANTONIO CUADRA: LA VOZ DEL POETA–SIMBOLO DE SU TIERRA


Francisco Arias Solís
aarias@arrakis.es

“Tu violento sur de selvas alimenta mis lejanías
y llevo tu viento en el nido de mi pecho
tus caminos en el tatuaje de mis venas
tu desazón, , tus pies históricos,
tu caminante sed.”
Pablo Antonio Cuadra

 

En Cuadra Nicaragua es presencia vital; él capta su encanto, su enorme sugestión y lo expresa como un acto de amor. En el “Himno nacional en vísperas de la luz “ la patria se convierte en lugar fabuloso y real al mismo tiempo: “En el límite del agua, mi pequeño país toma las aguas tendidas / las grandes aguas desnudas que descansan”.

Pablo Antonio Cuadra Cardenal nace en Managua el 4 de noviembre de 1912. Es una de los nicaragüenses más relevantes del siglo XX . Poeta, novelista, dramaturgo, critico literario y de arte, periodista y artista plástico. Familiar de Ernesto Cardenal. Estudia en el Colegio Centroamérica de Granada, regentado por los jesuitas. En 1931 funda el movimiento de Vanguardia en compañía de José Coronel y otros. En 1945 ingresa en la Academia Nicaragüense de la Lengua. Codirector del diario La Prensa durante los años 1954 –1998, creó La Prensa Literaria. Fue también catedrático de la Universidad de Austin, Texas (1985), y rector de la Universidad Católica Redemptoris Mater. Premio Centroamericano de Poesía Rubén Darío (1969), Premio Poesía Hispánica (1965), Premio Rimini en Italia (1986), Premio Gabriela Mistral (1991) de la OEA y Premio Nacional de Humanidades (1999). Fue declarado en el año 2000 Ciudadano del Siglo. Pablo Antonio Cuadra muere en Managua el 2 de enero de 2002.

Cuadra figura entre los grandes nombres de la poesía nicaragüense y es conocidísimo también fuera de América. Dirigió algunas revistas vanguardistas, entre ellas Los cuadernos del taller de San Lucas. Sus libros poéticos van desde Los poemas nicaragüenses a Canto temporal, Corona de jilgueros, La tierra prometida, Libro de horas, El jaguar y la luna, Zoo, Poesía, Cantos de Cifar, Tierra que habla, Siete árboles contra el atardecer, Noche de América para un español, Doña Andreita y otros retratos, Esos rostros que asoman en la multitud y Obra poética completa (1984-1987). También tiene importancia fundamental algunos de sus libros en prosa como El nicaragüense , Otro rapto de Europa, una serie de ensayos sobre la poesía en Torres de Dios y piezas dramáticas, como Tres obras de Teatro Nuevo.

Pablo Antoni-eo Cuadra es el poeta de su tierra, el que ha seguido más de cerca su desarrollo cultural reuniendo en torno a sus iniciativas editoriales, a las páginas literarias de La Prensa y a la revista El Pez y la Serpiente a los escritores jóvenes de su país, participando al mismo tiempo activamente, y con riesgo evidente, en los acontecimientos políticos de Nicaragua. Durante mucho tiempo Cuadra ha sido el intérprete sereno y confiado de su tierra, sin que por ello se haya apartado del dolor de su gente, llegando antes a convertirse con gran dominio y genuina inspiración en el intérprete de la condición de su pueblo.

Característica constante dela creación poética de Pablo Antonio Cuadra es la mesura. Frecuentemente recurre a simples observaciones, como en la “Oda fluvial” y “A la orilla de San Juan”, donde ”desemboca el río Frío”; aquí surge todo un mundo que repite el encanto de acontecimientos pasados y del presente, de la soledad y el silencio que dominan “...vigilante/ Lago, de su misma amplitud tan merecido”.

Pablo Antonio Cuadra se hace intérprete de Nicaragua incluso en la dimensión del mito. Cifar es, en realidad, el símbolo de la aventura primitiva, el héroe de la gesta que tiene como escenario el Gran Lago, cuya importancia fundamental en la formación del alma patria fue subrayada por el mismo poeta en El nicaragüense, en un interesante paralelo con el Mediterráneo prehomérico: “El Gran Lago tiene por eso una cátedra homérica en la formación del alma nicaragüense. Es el pre-texto de la Odisea”.

Pablo Antonio Cuadra ha desempeñado un papel importante en la reinstauración de la libertad en Nicaragua. Su oposición al tirano –como la de Pedro Joaquín Chamorro, al cual, después de su asesinato, sucedió en la dirección de La Prensa y a quien exaltó como héroe en “El Jícaro” , por haberse rebelado “contra los poderes de la Casa Negra”- fue siempre total, fruto de un profundo compromiso personal. Por derecho indiscutible, pues, Cuadra es el poeta-símbolo de su país, maestro reconocido en el arte de la vida. Y como dijo el poeta nicaragüense: “He inventado mundos nuevos. He soñado / noches construidas con sustancias inefables. / He fabricado astros radiantes, estrellas sutiles / en la proximidad de unos ojos entrecerrados”.

 


Volver a Publicar en Liceus ...



        
Universidad de Alcalá Confía learning confianza online