- El rincón del poeta
- Relatos breves
- Libros digitales
- Trabajos de investigación
 
 
Cultura en general (museos, exposiciones, patrimonio, etc...)
Enseñanza de español y didáctica de otras lenguas
Cooperación, igualdad, dependencia, desarrollo, etc.
Publicaciones e información sobre el mundo del libro.
 
 
Publicar en Liceus







  Guías culturales

LA VOZ DE UNA ALEMANA EXILIADA


Francisco Arias Solís
aarias@arrakis.es

 

 

“En todos los idiomas del mundo se escribe
y se dice que ante Madrid no se lucha solamente
por la libertad de España, sino por la libertad del mundo entero.”
Anna Seghers.


 

Anna Seghers, participante en el II Congreso de Escritores, pronunció estas palabras: “No hacemos aquí más que dar las gracias a los que luchan; a estos amigos que en la Alemania de Hitler exponen a diario sus vidas como los soldados ante Madrid, estos alemanes que con todos los medios a su alcance luchan en la ilegalidad, bajo el terror de Hitler, contra la intervención nacionalsocialista”. La propia novelista alemana fue una de las víctimas del terror de Hitler al tener que emprender el camino del exilio.

Anna Seghers, seudónimo de la escritora alemana Netty Reiling, nació en Maguncia el 19 de noviembre de 1900, en el seno de una familia judía acomodada. A los 19 años se matriculó en la Universidad de Heidelberg, donde se doctoró con la tesis sobre los judíos y judaísmo en la obra de Rembrandt. La elección de su seudónimo se debe al pintor y grabador holandés Hércules Seghers, un contemporáneo de Rembrandt. En 1925 se casó con el sociólogo húngaro László Radványi. Tres años más tarde ingresa en el Partido Comunista Alemán (KPD) y en la Asociación de Escritores Proletario-Revolucionarios. Viaja por primera vez a la Unión Soviética en 1930. Tras la toma del poder por los nazis, fue detenida por la Gestapo en 1933 y sus libros fueron prohibidos y quemados. Una vez puesta en libertad, pudo huir a Suiza, de donde se trasladó a París. Participó en el II Congreso de Escritores convocado por la Alianza Internacional de Intelectuales Antifascistas, que reunió en Valencia, en julio de 1937, a José Bergamín, Corpus Barga, Antonio Machado, Pablo Neruda, Fernando de los Ríos, Ramón J. Sender,Vicente Huidobro, Carlos Pellicer, Octavio Paz, Elena Garro, Nicolás Guillén, Iliá Ehrenburg, Bertolt Brecht, Heinrich Mann, André Malraux, Louis Aragon, Alejo Carpentier, César Vallejo, Rafael Dieste, Rafael Alberti, John dos Passos, Julien Benda, Martín Andersen-Nexö, Stephen Spender, Tristán Tzara, Emilio Prados, María Teresa León, Arturo Serrano Plaja, Juan Gil-Albert, Herrera Petere, Lorenzo Varela, Miguel Hernández, Ramón Gaya, Juan Marinello, Ludwig Reen, André Chamson, Jef Last, Malcolm Cowley, Feedor Kelyin, etc. “Serrano Plaja nos mostró a Ludwig Renn –nos cuenta del Congreso la escritora mexicana Elena Garro, esposa de Octavio Paz-, un hombre alto, flaco, de gafas, rodeado de otros personajes, entre los que se encontraba Anna Seghers, con aire de institutriz bondadosa. A los dos los volví a ver en México...“ Con la toma de París por las tropas alemanas el marido de Seghers fue internado en el campo de concentración Le Vernet, mientras que ella consiguió huir al sur de Francia. En 1941, desde Marsella intentó conseguir la liberación de su marido mientras preparaba el viaje para México, país donde residió hasta 1947. En México participó en la dirección del movimiento “Alemania Libre”, fundó y presidió el club antifascista “Heinrich Heine” y publicó su obra más famosa La séptima cruz, que fue llevada al cine por Fred Zinnemann en 1944. En 1947 regresó a Alemania, estableciéndose en Berlín Oriental, en ese año recibió el Premio Georg Büchner y cuatro años más tarde el Premio Nacional de la República Democrática Alemana. Desde 1952 hasta 1978 fue la presidente de la Federación de Escritores de su país y en 1981 se le otorgó la Ciudadanía de Honor de su ciudad natal. Anna Seghers murió en Berlín el 1 de junio de 1983.

La obra de Anna Seghers es fundamentalmente antifascista y se mueve dentro de los moldes del “realismo socialista”, con un estilo directo y una gran diversidad narrativa. Inició su carrera literaria con la novela documental La rebelión de los pescadores de Santa Bárbara (1928), más tarde publica Los compañeros (1932), dándose a conocer internacionalmente con La séptima cruz (1942), basada en los campos de concentración de la Alemania nazi, le siguen las novelas Tránsito (1948), Los muertos no envejecen (1949), ambientada en el periodo de entreguerras, La decisión (1959), Extraños encuentros (1973) y el volumen de narraciones La fuerza de los débiles (1965). Escribió también ensayos recogidos en Sobre Tolstoi (1962) y Sobre Dostoievski (1962). Sus poemas fueron recogidos en un volumen en 1974.

Anna Seghers es una de las novelistas alemanas más importantes del pasado siglo que en nuestro país lamentablemente sigue siendo poco recordada. Y como dijo la novelista: “No olvidemos tampoco a aquellos que tan fácilmente se olvidan: los sin nombre”.

 

 

 

 


Volver a Publicar en Liceus ...



        
Universidad de Alcalá Confía learning confianza online