- El rincón del poeta
- Relatos breves
- Libros digitales
- Trabajos de investigación
 
 
Cultura en general (museos, exposiciones, patrimonio, etc...)
Enseñanza de español y didáctica de otras lenguas
Cooperación, igualdad, dependencia, desarrollo, etc.
Publicaciones e información sobre el mundo del libro.
 
 
Publicar en Liceus
 
 
 

TESIS SOBRE LA MODA

Master Gestión Cultural

Pablo E.Duarte

 

4-Al estudiar y analizar la moda.

Al estudiar y analizar la moda, de forma holística, no podemos eludir el nombre de Levi Strauss, un joven inmigrante, nacido en el año de 1.852, quien llegaría a convertirse en una referencia estilística casi obligada para la juventud de todas las épocas: pasadas, presentes y futuras. Este joven inmigrante, para aquel entonces, se dedicaba a trabajar, al igual que muchos otros muchachos de su edad, en las minas de California.

          Este astuto, ambicioso e inquieto joven llegó a comercializar, en un primer momento, diversas “tiendas de campaña”, invento que le permitió a sus compañeros de labor descansar en la noche. Pronto se dio cuenta de que lo que realmente necesitaban los mineros californianos eran pantalones rudos que se adecuasen a las exigencias de su rudo trabajo. Y en 1.871 diseñó un pantalón con todas esas características. Ese prototipo fue denominado pantalón de Levi o Levi´s. En 1940 se quedó con la patente para remaches irrompibles, esencia presente en cada uno de los actuales jeans.

Los levi´s han vivido parte de los grandes eventos que han marcado hito en la historia mundial: la construcción del ferrocarril en San Francisco, los traslados de los grandes ganados y la creación del “baby boomers”. Los muchachos de aquel entonces usaron hasta la saciedad la marca Levi´s, la cual los transportaba a un mundo familiar, positivo, rebelde, diferente. En fin, a su propio mundo.

...”Estos muchachos empezaron a crecer.....y las ventas cayeron en picada. La solución al problema se tradujo en la creación de un nuevo pantalón apoyado  en la esencia del legendario y primigenio modelo Levi´s. De esta manera, el tradicional jeans se fue adecuando a las exigencias de las nuevas generaciones. En este sentido, surgió el modelo Dockers, un pantalón tipo jeans que podía ser utilizado, po rtodos  los hombres encantados por la marca Levi´s, como una magnánima prenda masculina de vestir. Estas dos marcas han compartido, prácticamente, toda una vida juntas”...

Valores de Levi´s

1-Simpatía. Se consigue porque Levi´s es capaz de escuchar, de descubrir lo que las personas quieren. Levi´s se preocupa del sentir de sus clientes , de sus valores, de su estilo de vida, de sus necesidades...

2- Original, auténtico.Levi´s nació y fue capaz de hacerse eco de  los acontecimientos más importantes de la historia de la humanidad. Levi´s se adecuó e identificó, desde sus inicios, con todas aquellas personas que deseaban toparse con valores como la libertad, la independencia, la fortaleza de espíritu y la eterna juventud, esa que se lleva en el alma. Levi´s se convirtió en el catalizador y en el símbolo de todos esos valores.

3- Integro. Levi´s propugna una conducta ética, socialmente con responsabilidades. Levi´s siempre cumple lo que promete.

4- Coraje. Coraje supone para Levi´s decir las cosa tal como son, tener convicciones y seguirlas hasta el final.

Levi ´s ha sido capaz de crear alrededor de su marca un mundo real que le ha permitido a  miles de personas (jóvenes y no tan jóvenes) crecer  y compartir variopintas, inolvidables  e interminables experiencias de vida.( http://www.hyphop.com/fashion/).

Una vida a lo cawboy

           Otro insigne diseñador estadounidense que no podemos obviar es Calvin Klein.

Calvin Klein, de origen judío, nació en el Bronx neoyorquino en 1942. Fue de los primeros diseñadores en convertir la ropa interior y los vaqueros en prendas de moda. Con sus provocadores anuncios, revolucionó el mundo de la publicidad.

La simplicidad y las líneas minimalistas son las señas de identidad de Calvin Klein. Este  diseñador, quien por mucho tiempo fue el rey de la pasarela americana, posee, además,  otra arma secreta: sabe cómo provocar. Él fue quien lanzó al estrellato a la belleza anoréxica de Kate Moss. También fue el responsable de colocar en las vallas publicitarias, en 1.979, a la bella y cautivadora  adolescente, para la época, Brooke Shields. El elogans de aquel entonces decía lo siguiente: “¿Sabes lo que hay entre mis Calvin y yo?... Nada.”

          Su papel en la evolución de la publicidad, gestado a raíz de sus agresivas campañas, fue clave para esta ciencia de vida. Klein fue también el promotor del casualwear.


Calvin Klein fue uno de los primeros en  reinventar el vaquero y la ropa interior De pequeño, aprendió,  por sí solo,  a coser y a dibujar figurines, técnicas que depuró en las escuelas de moda más prestigiosas de Nueva York. En 1968 creó su propia  marca, una empresa gigantesca que ha sido extendida por el Viejo Continente y 
por toda  América. Klein ha sido galardonado en seis ocasiones con el premio del Consejo de Diseñadores de Moda Americanos”...

          No cabe duda de que la influencia de estos dos colosos diseñadores de la moda ha sido determinante para todo el planeta. Muchos jóvenes se han prestado, gratuita, orgullosa y espontáneamente, para difundir y lucir las prendas elaboradas por Levi´s y Klein, dos creativos diseñadores que supieron canalizar el espíritu y las necesidades de un sinfín de potenciales consumidores. Hoy en día, sus creaciones han sido adaptadas a los nuevos tiempos, de modo tal que éstas sigan causando furor en todo el globo terráqueo. Estas marcas, prácticamente, se venden por sí solas, pues los interesados en adquirirlas las buscan por doquier. Sólo hizo falta posicionar un nombre en múltiples seguidores, y estos genios supieron, definitivamente, cómo hacerlo.

          La moda quizás se apoya en un ideal hedonista, donde el verse bien y lucir (reconocidas marcas) lo que marca pauta en las grandes capitales del mundo se configura como una actitud harto fundamental. Sin embargo, no podemos obviar que este rasgo psicológico-conductual se ha erigido, especialmente en los jóvenes, como una impronta de vida, la cual no puede ser eludida por nadie. La moda se ha adherido al accionar político de todos los tiempos, a la cultura, a la música y al hecho social, premisas desprendidas a lo largo de la historia. Ya está claro que la moda ha estado presente en el desarrollo de los más grandes acontecimientos de la humanidad, pues, según como lo hemos ido descubriendo, ella data de tiempos remotos y ancestrales.

 

5-Charles Chaplin y la moda. Tesis

 

Al hablar de la moda y la influencia socio-cultural del cine sonoro, no podemos obviar la gran influencia del inolvidable genio del séptimo arte: Charles Chaplin, un personaje sencillamente fuera de serie.

 

...“ Yo no soy un político;

creo en la libertad.

Esa es toda mi política.”...

(Charles Chaplin)

 

Aunque Tiempos Modernos fue una película netamente muda, la cual atacaba el trabajo en cadena, supo apoyarse magistralmente, gracias al ingenio de Chaplin, de los efectos de sonido y de una grandilocuencia musical sin precedentes.

...”Parece ser que Tiempos modernos, con sus alusiones críticas hacia la industrialización del capitalismo, fue la prueba decisiva que utilizó el McCarthismo en los Estados Unidos para señalarlo como militante comunista. Además, la película fue prohibida en la Italia fascista y en la Alemania nazi. Tiempos modernos no tuvo una repercusión muy favorable en la crítica, que acusó a Chaplin de estar pasado de moda al rechazar el sonido. Además, le reprochaban que estaba tratando de convertirse en un "filósofo popular".

A la distancia, se reconoce que el film marcó un antes y un después en la filmografía de Chaplin, y abrió una nueva etapa en la que la comicidad le dejó paso a la crítica social; una crítica aguda y despiadada.

Así, las dificultades y atropellos a los que el vagabundo se enfrentaba en sus anteriores apariciones, aquí están escenificados en las peligrosas maquinarias de un desbocado avance industrial

Superado por la velocidad y automatismo de las máquinas, el obrero Chaplin paraliza la cadena de montaje y queda atrapado en los engranajes. Todo un símbolo de lo que el cineasta consideraba que la "modernidad" acabaría por hacer con el hombre”...

Al analizar en detalle la obra y la influencia de Chaplin en el nacimiento de la sociedad moderna, no podemos eludir una de sus más grandes súper producciones fílmicas: Tiempos Modernos, una película que desde el punto de vista sociológico, sencillamente, no puede ser obviada por nosotros. En ese gran film, Chaplin supo captar, de forma magistral, ese proceso denominado Revolución Industrial. El resonar y la reverberancia de las máquinas (a todo tren y a todo pulmón), un agitado e indetenible proceso que arrastró a los hombres y a los obreros de la época, es criticado, presentado y valorado, de forma inigualable, por Chaplin. Muchos son los cambios políticos, sociales, económicos e industriales derivados de esa revolución tecnológica y, holística, de vida. Ese mundo agitado que se describe en el marco de la concreción de la Revolución Industrial y en la obra de Chaplin, se constituiría como la más arraigada premisa de vida de los tiempos futuros. Ese trajinar laboral se erigiría como un modo,  casi inapartable e insustituible, de vida en nuestras sociedades. El vivir el hoy y el ahora, de conformidad con los intereses y necesidades de los patronos (dueños de las grandes industrias, transnacionales y fábricas), se convirtió en la más característica impronta de los actuales momentos. La productividad laboral se impone por sobre todas las cosas. Con toda razón ese film (de Chaplin) despertó y generó tantas críticas en todos los órdenes de la vida mundial.

Los personajes (Charles Chaplin, Marlon Brando,  Marilyn Monroe, Jane Mansfield, Brigitte Bardot, James Dean, Natalie Wood, entre otros) del mundo del celuloide crearon estereotipos y numerosas improntas sociales en sus seguidores, al punto tal que para éstos resultaba harto imperioso el copiar a cabalidad a sus ídolos. Las actitudes, modos de comportamiento y el uso de determinadas prendas de vestir fueron elementos harto copiados por los  numerosos espectadores  y fans de estas estrellas del séptimo arte. Lo mismo sucedió con las súper estrellas de la música, tales como Elvis Preley, Eddie Cochran, Cliff Richard, Buddy Holly, Chuck Berry, Pat Boone y Jerry Lee Lewis, entre otros.

         El uso de la brillantina, el copete, las patillas anchas, las franelas de colores, los jeans y las chaquetas de cuero, se hizo flagrante en la década de los cincuenta con el nacimiento del Rock And Roll estadounidense, fenómeno musical de todos los tiempos. Las estrellas del celuloide también aportaron lo suyo para la difusión de la moda (la exaltación de determinadas actitudes y atuendos). El típico joven rebelde cansado de la rutina de la época, luego de que los Estados Unidos emerge de esa gran depresión económica (Crisis de 1.929 y de la terminación de las dos Guerras Mundiales) y de esa monotonía musical y de vida, se ve fielmente reflejado en el film Rebelde Sin Causa, película que le generó gran fama y reconocimiento a James Dean, el eterno Rebelde Sin Causa. Lo mismo sucedió con el film El Salvaje de Marlon Brando. El mundo de las pandillas de adolescentes y de las patotas más irreverentes de motociclistas se hace presente, a todo evento, en esta curiosa y aclamada película, la cual fue apoyada en elementos de la vida real. La típica irreverencia juvenil de esos años es recreada y escenificada, fielmente, por el reconocido actor estadounidense  Marlon Brando.

         En el caso de Venezuela, el fenómeno del Rock And Roll penetra al país a  través de los trabajadores de las industrias petroleras estadounidenses, quienes, en la época de verano, se hacían eco (traían al país algunos discos de moda) de la música en boga en esos años 50: el Rock And Roll, estilo musical que atrapó a algunos jóvenes venezolanos, al punto de llegar a convertirlos en grandes amantes del género. Este ingresó, primeramente, a la ciudad de Maracaibo, a través de las compañías petroleras, y, posteriormente, se hizo extensivo hacia la capital y hacia algunas zonas del interior del país. No tuvo una influencia muy notable, pero sí captó a unos cuantos adeptos.

         Muchos jóvenes copiaron el estilo Elvis y se interesaron por la adquisición de los discos, por aprender a bailar el nuevo ritmo y, finalmente, por ver en los cines capitalinos (principalmente) las películas alusivas al género. Al país llegaron casi todos los films de Elvis Presley, James Dean, Marlon Brando, Frank Sinatra, Dean Martín, Brigitte Bardo, Marilyn Monroe y Marlon Brando, entre otros.

         En la década de los años 70, la influencia de la música fue determinante para la juventud. La época de la paz, el amor libre y del uso compulsivo de las más novedosas sustancias alucinógenas, sin excluir la famosa hierba, pasó, sencillamente, a la historia del extinto siglo XX. Todas esas actitudes psicológico-sociales se convirtieron en arraigadas premisas de vida, en actitudes y por qué no, en una moda característica de la época. La Guerra de Vietnam indujo y propició muchas actitudes, fobias sociales y estereotipos. Muchos no querían vivir bajo la égida de la guerra y de los más abyectos conflictos bélicos. De aquí surge el nacimiento de la cultura hippie. No podemos obviar la concreción de grandes espectáculos tales como la legendaria concentración de Woodstock y la aparición de los Beatles, un grupo que convirtió al rock en música pop, luego de comercializarlo y llevarlo a los más recónditos lugares del planeta. Los cuatro de Liverpool supieron catalizar y canalizar todo el fulgor de una juventud, hecho que los catapultó a las más altas esferas de la fama y popularidad. En Venezuela, muchos jóvenes (músicos, disckjockeys, locutores y público en general se plegaron a esta cultura hippie. Difundieron la cultura de la paz, el amor y el sexo libre; usaron sandalias y protestaron contra la guerra y las normas sociales de la época.

         En los 70, se implantó la cultura del Discomusic, un género bastante curioso que arrastró a un sinfín de seguidores. En la actualidad, muchos jóvenes (venezolanos, latinoamericanos y del resto del planeta) se interesan por escuchar las canciones alusivas a esa época. La era Disco, género creado y difundido en Norteamérica, fue una de las más contagiosas del siglo XX. En esos años también tuvo lugar el nacimiento del New Age y de la música punk, estilos musicales de corte netamente social y de protesta.

...”A mediados de los 70, apareció la tendencia musical del punk-rock, la cual arremetía contra todos los ámbitos relacionados con las concepciones del orden burgués. El punk era la música de la calle y sus seguidores se vestían de acuerdo con esta premisa. Las camisetas sujetadas por imperdibles y los pantalones estrechos con cuadros escoceses constituían los distintivos de esta moda, así como el pelo de punta y la indumentaria de cuero, provista de consignas anarquistas”...

         Los más fieles representantes de esta cultura fueron, por nombrar sólo algunos, los miembros del grupo Clash, The Ramones, Sex Pistols e indudablemente el sinfín de seguidores (fans) de estos notables grupos musicales. Esta nueva cultura fue absolutamente irreverente y se apoyó en la protesta en la calle y en contra de la rigidez de la sociedad del momento. En la actualidad quedan muy pocos vestigios que certifiquen la existencia de esta cultura. Sin embargo, no podemos negar que la misma tuvo gran notoriedad en el ya extinto siglo XX.

         Si pasamos a la década de los ochenta, nos encontramos con el nacimiento del fenómeno del Glam Rock (ídolos de rock maquillados y vestidos con llamativas prendas de vestir, quienes fueron los difusores de un estilo de música bastante glamoroso y alegre), género que mantiene aún con vida el espíritu rocanrolero de sus más entrañables seguidores. Más que un estilo musical se erigió como una forma de vida. Asimismo, nos encontramos con un innumerable conjunto de canciones pop y clásicas de esa década (Bangles, Alphaville, Culture Club, The Cure, Duran Duran y Baltimora, entre otros), melodías tecno-dance (netamente anglosajonas) que hicieron bailar y delirar a más de uno.

         La década de los noventa fue impactada por la masificación del formato cd de audio y por la llegada y posterior uso, a gran escala, del ordenador, elementos que ya forman parte importante, indeleble e indisoluble de nuestras vidas. La moda en el vestir fue diversa, pero siempre se apoyó en las líneas tradicionales del pasado. Los más afamados diseñadores del pasado se han encargado de adaptar sus creaciones a la llegada de los nuevos tiempos. Esto se ha mantenido así, aún en nuestros días. ¡Claro está! Hay que tomar en cuenta que fuimos sometidos a la llegada del postmodernismo, patrón irreverente de vida que nos somete a un cambio de actitudes y del orden preestablecido de las cosas y del propio vestir. Un sinfín de colores y de rasgos conductuales se apoderan de las tiendas, las películas, los centros comerciales, de la interacción social y cultural y, globalmente, de la vida toda... La idea es adaptarnos, positiva y racionalmente, a la llegada de los nuevos tiempos y de las nuevas tecnologías. Ese es el reto.